viernes, 8 de enero de 2010

Limites

Ira, temor, calor, frio, son emociones o sensaciones que muchas veces pueden parecer extremos. Pero son reales. Nuestras emociones son dadas y creadas por Dios como voces de alarma. Voz de alarma ante nuestro propio pecado o el de otros, o como advertencia de cuidado.

Estoy aprendiendo a lidiar con ellas. La forma mas saludable de saber cuando son limites o boundaries adecuados es mirando en su palabra como reacciono Jesus y cual fue su respuesta ante las circunstancias que provocaron las mismas.

El sabia quien El era. Y tambien conocia a Su Padre celestial. Y nosotros tenemos la esperanza de aprender a interpretar y canalizar nuestras emociones de una manera que honre a Dios y que reflejen en nosotros la imagen de Cristo. Construyamos y conozcamos nuestros limites. Yo estoy en el proceso de conocer mejor los mios y permitir que mis emociones fluyan de manera saludable y Glorifquen a Dios. Es mi corazon que mi vida sea de honra para su nombre y bendicion para otros. Por eso necesitamos limites. Y nuestras emociones canalizadas con limites saludables son un instrumento de honra a Dios.

Amar al pueblo de Dios, Su presencia, reaccionar ante el pecado, corregir e instruir a un joven o un nino o crecer o trabajar junto a otros que son muy diferentes a nosotros puede producir muchas emociones. Crezcamos en nuestras experiencias con Dios y los demas. Yo quiero ser mas como El. Y tu?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por sus comentarios. Una vez revisados y moderados procederemos a su publicación

Advertencia

La forma apropiada de leer este blog, es con los ojos puestos en el orquestador, director y dador de la vida: DIOS. El es el centro. El es el Propósito. El es el Principio. El es el Final. Proclamar su nombre es nuestra meta.

Archivo del Blog